Polución en edificios: cómo eliminarla gracias a tu empresa de limpieza de fachadas

Polución en edificios: cómo eliminarla gracias a tu empresa de limpieza de fachadas

Edificios de residenciales o de negocios e instituciones públicas se enfrentan a la difícil tarea de mantener las fachadas limpias y en buen estado para transmitir una imagen cuidada y prevenir desperfectos.

EL PROBLEMA DE LA SUCIEDAD EN LAS CIUDADES 

 

La polución de las ciudades es uno de los factores que más afectan a los materiales dificultando la limpieza de las fachadas. Al contrario de lo que podríamos pensar, la lluvia empeora el problema. Cuando llueve, las partículas de suciedad depositadas en la superficie de la fachada penetran a través de los materiales porosos del revestimiento. Esto dificulta aún más la limpieza de la polución de las fachadas.

Otros revestimientos, como el ladrillo caravista, las tejas y la cerámica, tampoco se libran de la suciedad. En estos casos, la acción de la lluvia provoca la aparición de manchas blancas, un fenómeno conocido como eflorescencia

En las zonas húmedas y poco soleadas, el principal problema de las fachadas es la aparición de musgos y líquenes, que se depositan en oquedades y fisuras deteriorando los materiales. 

Aun así, la polución es la peor enemiga de las fachadas y responsable de casi el 40% de la suciedad exterior de los inmuebles.

 

LA SOLUCIÓN: EL MANTENIMIENTO DE FACHADAS

 

Un buen mantenimiento de fachadas es crucial para evitar que la suciedad se incruste y produzca daños muy costosos de reparar. En este sentido, conviene contratar un servicio profesional que utilice el método de limpieza adecuado.

Una elección equivocada del sistema de limpieza puede provocar la erosión de los materiales y el deterioro de los elementos ornamentales. Por el contrario, un método poco eficaz dejará restos de suciedad y no logrará los resultados esperados.

Las empresas especializadas estudian previamente el material de la fachada, su estado de conservación y el tipo de suciedad que presenta. Con esta información, eligen el tratamiento idóneo para eliminar la suciedad en su totalidad sin causar daños.

Uno de los sistemas más utilizados por su eficacia es la limpieza con agua a alta presión. Con esta técnica es posible regular el caudal, la temperatura y la presión, por lo que se puede emplear en revestimientos, persianas, jardineras, cristales y otros materiales.

Finalmente, para proteger la superficie de la fachada y que permanezca limpia por más tiempo se pueden aplicar productos impermeabilizantes. Estos productos crean una capa protectora invisible que tapa el poro e impide que la polución o los temidos grafitis penetren en los materiales.

Si quieres renovar el aspecto de tu fachada y que luzca como nueva, consulta con nuestra empresa de limpieza de fachadas en Barcelona. Analizaremos el estado de los materiales y te asesoraremos sobre la técnica de limpieza más conveniente.

 

Si te ha gustado este post sobre «Polución en edificios: cómo eliminarla gracias a tu empresa de limpieza de fachadas», seguramente te interesará…

Ride SL. - Limpieza de Grafitis y Mantenimiento de Fachadas
anna.cano.sanz@gmail.com